martes, 23 de abril de 2013

Tiembla Dan Brown, ya tengo mi propia novela.

Abrí mi Twitter y me encontré con un tweet: 



Me acordé de las mentiras que se repiten una y otra vez en todos los libros escritos por dan brown (intencionalmente en minúsculas). Recuerdo cuando leí El Código Da Vinci, repleto de ignorancia y vacío de cultura general.

Pero así son los "bestseller", previamente con estudios de mercado, donde la subcultura barata del "new age" y el morbo hacia la Iglesia Católica tiene un boom que es aprovechado para hacer negocio, lo cual es legítimo, obviamente.

En el Código Da Vinci menciona que un Papa -que vivía en Avignon- tiró las cenizas de los Caballeros Templarios en el río Tíber en Roma... ¡en el siglo XIV!, pero Avignon forma parte de Francia.

Y cómo olvidar -según dan brown- los Illuminati desean acabar con la Iglesia Católica en venganza por lo ocurrido a Galileo porque era parte de esa sociedad secreta... pero los Illuminati fueron fundados 150 años después de la muerte de Galileo, en 1776 y Galileo murió en 1642.

A continuación, les presento unos prólogos de mis novelas al mismo estilo de dan brown:


Vivimos en un tiempo de graves convulsiones. David Jackson, un simbólogo de Stanford, aparece ahorcado en Acapulco y José Mendoza, formidable científico, se pone a disposición de la Policía Ministerial de Guerrero, para declarar como especialista.

Rápidamente, José encuentra a un gran bolillero llamado Emanuel Martínez, mezclado desde hace años con el ultra secreto grupo de Los Piscacheros de Acapulco, y sucede un dramático ajuste de cuentas con La Banda de los TodosMías, después de una persecución en las colonias más escondidas de Acapulco. Mientras el destino del mundo está en peligro, los malvados líderes de la Bada los TodosMías no permitirán que las cosas se tuerzan. ¿Podrá José detenerles a tiempo?

En la trastienda de una relojería aparece apuñalado Pedrito Fernández –un pesado y desabrido cantante– con un extraño símbolo escrito con tiza en su oreja. Para el investigador David Mendoza no hay duda: Los Piscacheros de Acapulco, que se enfrenta a la humanidad desde los tiempos de Benito Juárez, han regresado. 

Acompañado de Yoyix, una joven científica, y OhanaCS, un bibliotecario, Mendoza comienza una carrera contra el reloj mediante una búsqueda desesperada en las cataratas del Niágara, para aclarar el misterio de los cráneos de Cristal. Necesitará todo su conocimiento para descifrar las claves ocultas que Los Piscacheros de Acapulco ha dejado a través de los siglos en unos manuscritos que hay en Acapulco y en una gasolinera propiedad de Luis Walton, y todo su coraje para vencer al despiadado asesino, ya que el tiempo se agota y la civilización acapulqueña está en peligro.

Los piscacheros han mantenido el secreto de los descendientes de Monca y María Cirila -líder de Mozimba- durante cerca de un milenio, escondiéndolo en Acapulco. Los líderes ocultos de Los Piscacheros de Acapulco no dejarán por nada del mundo de guardar su secreto para preparar el mejor relleno de cuche cuitero con su respectivo chilate, aún poniendo en peligro la paz del destino turístico guerrerense.




No hay comentarios.:

Publicar un comentario